CategoriesBlog

Masajes post-operatorios – Los tipos de masajes para luego de una cirugía

Los masajes post-operatorios son un beneficio inminente para la mayoría de las recuperaciones luego de una cirugía plástica, ya que estos promueven una rápida y efectiva cicatrización, mejorando la desinflamación y aún más la apariencia del paciente.

Existe una variedad de masajes post-operatorios ideales para intervenciones plásticas como la abdominoplastia, liposucción, lipoescultura o aumento de mamas, estos suelen emplearse con frecuencia gracias a sus grandes beneficios.

Los beneficios que ofrece la aplicación de masajes tras cada cirugía son muchos, sin embargo, dependiendo del tipo de operación se realiza un masaje en particular que le da al paciente grandes ventajas; y aquí te explicaremos con detalles qué tipo de masajes post-operatorio es el ideal para tu recuperación y los complementos que se usan para potenciar su efecto.

Masajes post-operatorios

Masajes de drenaje linfático

Los masajes post-quirúrgicos son indispensables como tratamiento posterior a los primeros días de recuperación, dando resultados increíbles tras una liposucción, abdominoplastia o aumento de mamas, con la figura natural que buscas.

Estos masajes son aplicados de manera manual, logrando estimular el sistema linfático y ayudando a eliminar líquidos y toxinas del cuerpo. Son ampliamente recomendados por cirujanos plásticos, dado que sirven para moldear el área que busca ser mejorada.

Como sabrás cada organismo durante el post-operatorio suele responder de diferente manera, en algunos casos la recuperación completa suele darse con el tiempo de forma paulatina.

Es por ello que estos masajes los deberá aplicar un médico especialista, él te indicará cuántas sesiones serán las indicadas para ti y tu proceso de recuperación, aplicando masajes durante un tiempo estimado para una recuperación rápida.

Mejora la silueta con masajes post-operatorios

Cada uno de los masajes post-quirúrgicos tiene una forma de realizarse que dependerá de cada cirugía plástica, es por ello que queremos que tengas a tu disposición, las mejores recomendaciones para cada una de ellas.

Aumento de mamas

Si te encuentras en una recuperación por un aumento de senos, el drenaje linfático se te aplicará de una forma suave y sutil al estirar la piel, con movimientos circulares alrededor de las mamas y pecho, esto permitirá una absorción rápida del edema.

En estos casos los masajes post-operatorios aumento de senos se pueden hacer sobre la intervención tras pocos días de haberse realizado, bajo observación médica; se complementará con ultrasonido, siendo este esencial para la recuperación del tejido y para aliviar las molestias.

Añadiendo a esto, el uso de la faja elástica o compresora recomendada por tu especialista desde el primer día postoperatorio durante unas 22 horas, hasta las últimas semanas regulando progresivamente su uso ¡Te dará resultados óptimos!

Gracias a estos métodos junto con los tratamientos de la medicina estética llamados ultrasonidos, le devolverán la elasticidad y tonificación a tu piel, relajando los músculos involucrados para que obtengas una mejor apariencia.

Durante estas sesiones se hará una visualización de la recuperación en la actividad muscular, es decir, si es necesario se harán terapias de movilidad en los hombros y masajes en la espalda que elimine la tensión.

Abdominoplastia

Los masajes post-operatorios abdominoplastia son altamente recomendados por los cirujanos, dado que estas cirugías dan lugar a la aparición de hinchazón y edemas, es por ello que su aplicación aporta alivio ante el dolor y desinflama el área de forma efectiva.

Es esencial que tras la abdominoplastia se aplique la paciente un drenaje linfático, esto con la finalidad de movilizar los líquidos que pudieron quedar acumulados tras la cirugía.

Seguido del drenaje linfático un ultrasonido es lo mejor, puesto que este que la piel se encoja y se puedan emplear mejor otros implementos como presoterapia, mantas frias y calientes, radiofrecuencia, entre otros que se pueden combinar junto a los masajes post-operatorios.

La realización de estos masajes post-operatorios es de forma casi inmediata, después de tu primera semana postquirúrgica, sin embargo, se tomará en cuenta las molestias que tenga el paciente para posponerlo hasta un máximo de 1 mes, evitando posponerlo por más tiempo.

Los médicos recomiendan el uso de una faja moldeadora desde el primer día, al añadir el extra que necesitas para mejores resultados, luego de cada hora o más dependiendo de la sesión en los masajes de drenaje linfático.

Toma en cuenta las indicaciones de tu médico para la realización de estos masajes, gracias a esto, observaras tu evolución postoperatoria rápida e ideal, intenta que esta evaluación sea realizada en la primera semana postoperatoria.

Liposucción

Los médicos cirujanos recomiendan el uso de las fajas de forma casi inmediata y los masajes post-operatorios liposucción una vez hayan pasado los primeros cuatro o seis días de tu cirugía, en algunos casos, suelen empezar al día siguiente.

La faja previene la aparición de fibrosis o alguna superficie irregular en el área tratada, dentro de sus beneficios disminuye hematomas, evita la acumulación de líquidos llamados seromas y permite una rápida cicatrización.

El uso de la faja, acompañado de los masajes localizados y tratamientos con ultrasonido te permitirán desinflamar y drenar el líquido de forma rápida, disminuyendo la aparición del edema y mejorando la apariencia completa del área tratada.

Si te realizas los primeros masajes en una estética, estos podrían variar su metodología entre una más clásica, por medio de fricción, a una con aplicación de ultrasonido siendo la más moderna.

Beneficios de los masajes postoperatorios

Luego de una operación el sistema circulatorio se ve en una fase de restauración, con mayor frecuencia en cirugías como la abdominoplastia o liposucción; es por esto que luego de los primeros días de la intervención, se podrán realizar los masajes post-operatorios.

Este tipo de masajes ayudan a equilibrar la fluidez correcta en los tejidos conectivos, es por ello que si no se hacen estos también podría ocurrir un fallo que produciría mayor inflamación, denominándose como insuficiencia venosa crónica o linfedema.

Un buen masaje post-operatorio puede tomar entre 1 hora o 1 hora con 20 minutos, pues es un proceso que se hace con cuidado para que la paciente obtenga los mejores resultados.

Dentro de los grandes beneficios que proveen los masajes post-operatorios están la recuperación acelerada de los tejidos, disminuyendo la posibilidad de eclosión y reduciendo el dolor, lo que hace más cómodo este proceso de recuperación.

Asimismo, los moretones o hematomas van reduciendo con mayor facilidad y rapidez gracias a los masajes postoperatorios, ya que fortalecen todo el sistema circulatorio e hidratan la piel, permitiendo ver los cambios buscados.

Realiza masajes en casa, recomendación útil y sencilla

Podrás realizarlos una vez transcurridas las primeras semanas de recuperación bajo recomendación médica, sin duda, será muy útil que lo hagas desde la comodidad de tu hogar, acompañado de cremas o geles que potencien las mejoras.

Si te encuentras en casa los masajes postoperatorios serán ideales para aliviar molestias o disminuir la inflamación, puedes realizarlo hasta tres veces al día dependiendo de tu caso.

Gracias a estos masajes podrás disponer de más tiempo para hacer tus rutinas diarias y el cuidado personal de tu piel desde tu hogar, acompañándote de los mejores productos en el mercado al alcance de tu mano.

Realiza estos masajes en círculos que permitan mejorar la circulación del área, acompañado de geles o cremas para esto el Gel Post-Operatorio de CIRULAB es tu mejor aliado debido a que posee maravillosos principios activos que desinflaman rápido, gracias a su efecto calentador.

Además de eliminar la presencia de líquido, previene la aparición de seromas y fibrosis, acelerando el proceso de cicatrización.

Conclusión

Ya sabes cómo se deberán aplicar los masajes que mejor se adapten a ti y cualquier tipo de operación plástica que desees realizarte, brindándote las mejores soluciones para que vivas un proceso rápido y sin malestar mejor de lo que esperabas.

Los controles y chequeos constantes serán tus aliados en el bienestar durante y después de tu recuperación para lucir radiante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.